prensa

relaciones
institucionales

Finalizó la instalación de tubos de calandria en la Central Nuclear Embalse
Centrales / 19 Sep, 2017

Finalizó la instalación de tubos de calandria en la Central Nuclear Embalse

El martes 5 de septiembre, se completó la instalación de los 380 tubos de calandria del reactor de la Central Nuclear Embalse, una de las tareas más importantes del Proyecto Extensión de Vida.

Nucleoeléctrica Argentina avanza con las actividades de Extensión de Vida de la Central Nuclear Embalse, proceso de reacondicionamiento que le permitirá operar por un nuevo ciclo de tres décadas.
 
Una prueba de ello, es la finalización de la instalación de los tubos de calandria del reactor de la Central, hito que aconteció la primera semana de septiembre.
 
Esta actividad, conocida en la jerga como retubado, consiste en la remoción y reemplazo de los componentes principales que conforman el reactor, como los tubos de calandria, los canales de combustible, alimentadores superiores e inferiores, gabinetes de aislaciones y sistemas de detección de combustibles fallados.
 
De esta manera, todos los elementos se instalaron y rolaron. Luego, se efectuaron las pruebas correspondientes con los máximos niveles de calidad requeridos para un reactor nuclear de potencia.
 
Vale aclarar que la totalidad de los componentes de reemplazo se fabricaron en el país.
 
Esta tarea continúa ahora con la etapa de instalación de los canales de combustible y de los alimentadores superiores e inferiores.
 
Capacitación y entrenamiento
 
Una de las metas de la implementación del Proyecto Extensión de Vida de la Central Nuclear Embalse es dirigirlo con recursos de personal especializado propios, enriquecer el conocimiento y formar nuevos recursos humanos técnicos que estén en condiciones de participar del segundo ciclo operativo, o bien, integrarse a otros proyectos de la compañía.
 
En sentido, para realizar el retubado del reactor se comenzó a capacitar y entrenar al equipo con una detallada y anticipada planificación.
 
“El entrenamiento es un elemento esencial en esta tarea. Una vez determinado el alcance de la tarea de retubado, se procedió a estimar el personal necesario para armar los organigramas funcionales de los diferentes grupos de trabajo. Se evaluaron las competencias de cada puesto y se estipularon los perfiles necesarios para cubrirlos”, señala Gustavo Diaz, Jefe de Departamento Montaje de Canales de Combustible de la Gerencia  Proyecto Extensión de Vida.
 
Una vez finalizado el proceso de selección e ingreso del personal estimado, se diagramaron las capacitaciones y se elaboró un cronograma específico.
 
Diaz detalla que la capacitación se dividió en dos instancias: “La más específica, basada en el entrenamiento de las tareas de retubado con el apoyo de los asesores de CANDU y documentación provista por los mismos, y la llevada adelante por personal de capacitación de la Central Nuclear Embalse, basada en los procedimientos de Planta amalgamados en la figura de fondo verde y rojo respectivamente”.
 
 Equipo humano
 
Para poder llevar adelante el retubado de la Central fue necesario conformar un importante grupo humano.
 
“El equipo de trabajo dedicado a esta actividad está formado por el grupo de Producción, el cual es el más numeroso y el encargado de la remoción de los componentes envejecidos y el reemplazo - instalación de los nuevos canales de combustible y alimentadores”, explica Diaz.
 
Asimismo, componen los equipos abocados directamente a esta importante tarea el grupo de Dispositivos y Herramientas, y el de Entrenamiento que hace posible el desarrollo y coordinación de todas las actividades de capacitación y calificación para el retubado.
 
A la mano de obra directa se suman supervisores, personal de gestión y coordinación, así como muchas otras áreas de la empresa que dan apoyo al proyecto.
 
Experiencia a nivel mundial
 
La Central Nuclear Embalse finalizó su primer ciclo operativo el 31 de diciembre de 2015, y durante más de 30 años de operación cumplió con los más altos estándares de seguridad. A lo largo de su trayectoria la comunidad internacional especializada la reconoció por su excelente performance y siempre se mantuvo entre los diez primeros puestos del ranking mundial de centrales nucleares.
El proyecto de retubado de esta Central, diseño CANDU6, es el tercero a nivel mundial llevado adelante con el fin de extender la vida útil de un reactor.
 
Dentro de este tipo de centrales, la Planta pionera en realizar con éxito su reacondicionamiento fue la central nuclear de Point Lepreau, en Canadá. Luego, le siguió Wonlong I, en Corea del Sur.
 
De esta misma forma, la central cordobesa se prepara para poner en marcha su reactor en un futuro próximo, y afrontar sus próximos 30 años de vida  entregando energía segura y eficiente al país con un 6 % más que su capacidad de generación anterior.
 
 

Volver

Noticias relacionadas